Estados Unidos reclamó ayer una investigación por “crímenes de guerra” contra el régimen de Siria y su aliado ruso, tras un nuevo bombardeo que sufrió un hospital en Alepo, donde el ejército sirio avanza lentamente y la situación humanitaria es catastrófica.
Copiar enlace
Rebeldes sirios y fuerzas pro-gubernamentales chocaron el domingo en varios frentes alrededor de Alepo mientras el comando militar del país hacía un llamado a los milicianos a que depusieran sus armas y evacuaran la disputada ciudad.
Copiar enlace
En su discurso, el ministro francés de Relaciones Exteriores, Jean Marc Ayrault, recordó que un informe de la ONU había establecido la responsabilidad del gobierno de Damasco en ataques con armas químicas en el norte de Siria en 2014 y 2015.
Copiar enlace

Páginas